Protestas Sedh

Alerta por posible desalojo y represión a empleados de la Secretaría de Derechos Humanos

Tegucigalpa. Organizaciones de derechos humanos han lanzado una advertencia urgente ante la amenaza inminente de desalojos y medidas represivas contra los empleados de la Secretaría de Derechos Humanos (SEDH), quienes han alzado la voz contra presuntos abusos y violaciones de derechos dentro de la institución.

El conflicto, que ha alcanzado ya un mes de duración, comenzó cuando los empleados de la SEDH decidieron tomarse las instalaciones en protesta por lo que consideran serias violaciones a los derechos fundamentales, señalando la falta de respuesta y atención por parte de la ministra Roque.

A pesar de los esfuerzos por parte de los trabajadores para entablar un diálogo constructivo con el gobierno de la presidenta Xiomara Castro, los avances han sido nulos. Aunque se logró sentar a la mesa de negociaciones, un acuerdo alcanzado fue abruptamente desbaratado por una contrapropuesta unilateral de la ministra Roque, evidenciando su desdén por las preocupaciones de los trabajadores y su disposición a mantener un ambiente hostil y represivo.

Las organizaciones de derechos humanos, en su llamado a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), instan a que se tomen medidas concretas para evitar una escalada de violencia y asegurar la protección de los derechos de los trabajadores de la SEDH.

Recordando las palabras de la presidenta Xiomara Castro en su discurso de toma de posesión, las organizaciones denuncian la flagrante hipocresía de un gobierno que promete respetar los derechos humanos mientras permite que su ministra de Derechos Humanos perpetre actos de represión y violencia contra sus propios empleados.

En un llamado final, las organizaciones exigen una acción inmediata para detener cualquier intento de desalojo y represión, recordando que la defensa de los derechos humanos es un deber ineludible de cualquier gobierno que se jacte de ser democrático y respetuoso de las libertades fundamentales. La comunidad internacional debe permanecer vigilante y actuar en solidaridad con los trabajadores de la SEDH en su lucha por la justicia y la dignidad.

Por su parte, el Ministerio Público se pronuncio con respecto a la situación en la SEDH mainfestando que no es cierto que se haya autorizado un desalojo de los manifestantes y que la única acción que se ha tomado es una investigación por parte de la Fiscalía Espacial Contra Delitos Comunes.

Al mismo tiempo el MP resalta que estas acciones investigativas no tienen como objetivo desalojar a los manifestantes y que hasta no concluir las mismas no se tomarán acciones.

Ggqu10gwqaa874l

 

Deja tu comentario