Tgus: Cuando respondían a una denuncia, dos agentes policiales son asesinados

Una madrugada fatídica vivieron dos agentes policiales cuando cumplían con su trabajo, estos fueron asesinados la madrugada de este domingo en la colonia Cerro Grande localizada al nororiente de la capital hondureña.

Las víctimas fueron identificadas como Kenneth Ricardo Flores Alvarado de 26 años y Carlos Alfredo López Mendoza de 28 años.

Versiones preliminares indican que los agentes recibieron una llamada denunciando un escándalo en la vía pública en el sector 8 de la colonia Cerro Grande por lo que ambos agentes se trasladaron a la zona a bordo de una patrulla.

Al llegar a la zona a verificar la denuncia los agentes no encontraron a nadie por lo que dispusieron regresar a la posta policial, sin embargo, en el camino se encontraron con sujetos desconocidos les habrían pedido que pararan el vehículo.

Al detenerse, los uniformados cuestionaron su presencia a horas tan altas de la noche, por lo cual uno de los individuos les habría pedido una llamada para corroborarle que él también era agente policial.

No obstante, la justificación sería sólo un distractor para asesinar sin piedad a ambos jóvenes, que perdieron la vida de forma inmediata mientras sus victimarios huyeron con rumbo desconocido.

Los cuerpos de ambos agentes policiales quedaron en la calle fuera de la patrulla y en horas de la madrugada personal de Medicina Forense y de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), a través de Inspecciones Oculares hicieron el levantamiento de los dos cuerpos y los trasladaron a la morgue capitalina donde permanecían a tempranas horas de la mañana mientras se hacía la autopsia respectiva.

A la morgue llegaron varios de sus compañeros agentes policiales quienes lamentaron y repudiaron el hecho criminal por lo que pidieron que una patrulla por lo menos se trasladen cuatro uniformados.

Un equipo de agentes ya investiga el hecho y realizan un cierre de ciudad para dar con el paradero de los antisociales que les quitaron la vía a ambos policías.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *