Rusia le da ultimatum a fuerzas ucranianas para que entreguen planta con refugiados Mariupol

Smoke rises above Azovstal steelworks, in Mariupol

Rusia pidió el martes a las fuerzas ucranianas y a los combatientes extranjeros refugiados en la planta metalúrgica de Azovstal en la ciudad portuaria ucraniana de Mariupol que depongan las armas antes del mediodía, hora de Moscú (0900 GMT), si quieren vivir.

Mariupol, que ha estado rodeada por tropas rusas durante semanas, ha sido testigo de los combates más feroces y la destrucción más completa desde que Rusia envió tropas a Ucrania el 24 de febrero.

Las autoridades ucranianas dijeron el lunes que no menos de 1.000 civiles se escondían en refugios subterráneos debajo de la gran planta de Azovstal, y agregaron que Rusia estaba arrojando bombas pesadas sobre la fábrica controlada por Ucrania en la ciudad sitiada.

El Ministerio de Defensa de Rusia emitió el martes un comunicado en el que pedía a las fuerzas ucranianas y a los combatientes extranjeros que se encontraban en el interior que se rindieran.

«Todos los que depongan las armas tienen la garantía de seguir con vida», dijo el Ministerio de Defensa.

Pidió a las tropas que se retiraran de la planta siderúrgica entre las 14:00 y las 16:00 hora de Moscú «sin excepción, sin armas ni municiones».

Más temprano el martes, las fuerzas separatistas respaldadas por Rusia dijeron que estaban tratando de asaltar la planta siderúrgica de Azovstal y tomar el control lo más rápido posible.

Fuente Reuters

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

seis + dos =