Rebeldes yemenitas atacaron con drones dos importantes refinerías árabes

Fuentes especializadas manifestaron que con este ataque, el suministro de petróleo en el mundo verse comprometido de forma considerable a corto plazo.

De acuerdo con varios medios sauditas, la acción provocó importantes incendios en la refinería de Abqaiq, la principal planta del país, y en el campo petrolero de Khurais.

Un vocero del grupo de los hutíes en Yemen señaló que había desplegado una flota de 10 aviones no tripulados -drones- para perpetrar el ataque.

«Hacia las 4:00 de la mañana (hora local) de este sábado, los equipos de seguridad de Aramco debieron enfrentarse a dos incendios en las plantas de Abqaiq y Khurais producidos por drones», reportó la agencia real saudita de prensa.

La refinería de Abqaiq tiene una capacidad para procesar hasta 7% del suministro global; mientras que el campo de Khurais genera el 1% de todo el crudo que se comercializa en el mundo.

Es tan grande la producción de estos dos sitios, que incluso una breve interrupción parcial, repercute de forma directa en el siniestro del crudo a nivel internacional.

Desde hace cuatro años, Arabia Saudita ha liderado una coalición de países en contra de los hutíes en Yemen, desde que este grupo derrocara al presidente yemení Abdrabbuh Mansour Hadi en 2015.

Tras el ataque a las refinerías sauditas, el vocero de los hutíes indicó que las operaciones en contra de los sauditas «solo van a ser más grandes y dolorosas en tanto su agresión y su bloqueo continúe».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *