Por estrepitosa caída del precio del petróleo se esperan efectos positivos en Honduras

Captura barriles

De 41.64 de dólar que fue el precio de cierre durante el viernes anterior,  este lunes el nuevo precio es de solo 32.23 de dólar, lo que en términos porcentuales es un desplome de 23% alcanzando niveles históricos.

Ante esta drástica disminución del crudo, lo que esperan los hondureños es que el gobierno traslade esos beneficios a los compradores, pues la rebaja aplicada esta semana de apenas unos pocos centavos, para nada es representativa del precio que se tenía, incluso antes de este desplome.

El precio WTI (West Texas Intermediate), ha tocado un máximo intradía de 34,56 dólares por barril y un mínimo intradía de 30,06 dólares, frente al cierre de la cotización WTI del viernes a 41,64 dólares en Nueva York, dice la información del sitio especializado, preciopetróleo.net.

Esto ha ocurrido, después que Arabia Saudita desatara una guerra de precios con grandes rebajas de sus barriles de crudo, luego que la alianza entre la OPEP y sus aliados fracasó en alcanzar un acuerdo para reducir la producción del hidrocarburo.

Los precios caían hasta un tercio después de que Arabia Saudita se negara a aplicar un nuevo recorte de la producción propuesto por la OPEP para estabilizar unos mercados petroleros afectados por el temor al impacto económico del coronavirus.

El crudo de Brent ha caído hasta 14.25 dólares (31.5 por ciento) a 31.02 dólares por barril, la mayor caída porcentual desde el 17 de enero de 1991, al comienzo de la primera Guerra del Golfo y la más baja desde el 12 de febrero de 2016.

Mientras que el WTI cayó hasta los 11.28 dólares, es decir, un 27.4 por ciento, dejando a 30 dólares el barril.

Las bolsas en Asia y Europa, así como los futuros en Estados Unidos, cayeron de forma brusca este lunes, y los datos económicos de Japón y China avivaron la preocupación en una crisis que afectaba a personas de todo el mundo.

El mercado está cotizando una guerra abierta entre los productores tras la ruptura de la alianza llamada OPEP+, que incluya la OPEP y Rusia.

Tras rechazar Moscú el recorte adicional de producción (1.5 millones de barriles diarios) propuesto por la OPEP, liderada por Riad, Arabia Saudita comenzó el sábado a aplicar fuertes descuentos en las ventas en los mercados internacionales,

En las últimas semanas, el «oro negro» venía descendiendo a raíz de la epidemia del Covid-19, que ha golpeado con fuerza los mercados de valores en todo el mundo y las acciones de las compañías aéreas han caído por el impacto que el brote tendrá en sus operaciones.

El desplome de este lunes se produce luego que la alianza entre la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo), Rusia y otros nueve productores fracasó el pasado viernes en Viena, en lograr un compromiso sobre un nuevo recorte de la oferta conjunta de crudo.

Un día antes, la OPEP había acordado por unanimidad la iniciativa de Arabia Saudí de retirar del mercado 1.5 millones de barriles para frenar la caída de la demanda desencadenada por el coronavirus.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × 3 =