¿Podría llegar pronto el fin a la guerra comercial entre China y Estados Unidos?

El presidente Donald Trump dijo el jueves que las quejas de EEUU contra Huawei Technologies Co Ltd podrían resolverse en el marco de un acuerdo comercial entre Estados Unidos y China, mientras que al mismo tiempo calificó al gigante de las telecomunicaciones chinas de “muy peligroso”.

Washington prohibió la semana pasada que las empresas estadounidenses hicieran negocios con Huawei, el fabricante de equipos para redes de telecomunicaciones más grande del mundo, alegando preocupaciones de seguridad nacional.

“Lo que han hecho desde el punto de vista de la seguridad, desde el punto de vista militar, es muy peligroso”, dijo Trump en declaraciones en la Casa Blanca. “Si hiciéramos un trato, podría imaginarme que se incluyera a Huawei en alguna forma o parte de él”.

Trump predijo un rápido final de la guerra comercial con China, aunque no se han programado conversaciones de alto nivel entre los dos países desde que la última ronda de negociaciones finalizara en Washington hace dos semanas.

Las acciones de las empresas industriales y de tecnología del S&P, exponentes del ánimo del sector, cayeron más de un 2% el jueves mientras el mercado se desplomaba, lo que indica que el conflicto se percibe como una batalla no sólo sobre las transacciones comerciales, sino también acerca de quién controla la tecnología global.

El jueves pasado, el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó al director ejecutivo de Huawei, Ren Zhengfei, de mentir sobre la falta de vínculos de su empresa con el Gobierno de Pekín, lo cual, según dijo, representaba un riesgo para la seguridad de la empresa.

“La empresa está profundamente ligada no sólo a China, sino también al Partido Comunista Chino. Y esa conexión, la existencia de esas conexiones, pone en riesgo la información estadounidense que cruza esas redes”, dijo.

Huawei ha negado repetidamente que esté controlada por el Gobierno chino, el ejército o los servicios de inteligencia.

Información cortesía de Reuters.

 


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*