PL pide al CNE ordenar suspensión de propaganda electoral, e imponer sanciones a nacionalistas

IMG-20210713-WA0021

 

El apoderado legal  del Partido Liberal de Honduras, Saúl Montes Amaya, ha denunciado hoy  ante el Consejo Nacional Electoral al
Presidenciable nacionalista  Nasry Asfura y al candidato a Diputado Blas Ramos, por hacer uso de la propaganda política actualmente prohibida a través de un bus contratado para  movilizar personas para que fueran beneficiadas con dosis de vacunas anti Covid-19.

El escrito adjunta fotografías de la unidad de transporte en la que se ve a empleados de COPECO, vacunando en el interior del bus lo que  atenta contra el Derecho de Universalidad del Acceso a la Salud del pueblo hondureño.

En nuestra Carta Magna en su artículo 145 que claramente dispone que: << Se reconoce el derecho a la protección de la salud. Es deber de todos participar en la promoción y preservación de la salud personal y de la comunidad. El Estado conservará el medio ambiente adecuado para proteger la salud de las personas >>. explica el documento.

Continúa exponiendo que << aún y cuando no está en curso el período de propaganda electoral para el presente proceso electoral general, es evidente que el actuar del Partido Nacional, con recursos públicos, en una posición dominante de poder, procede a vacunar a sus simpatizantes, actuar que es deleznable es prohibido realizar propaganda electoral con la salud del pueblo hondureño en período que aún no ha sido autorizado por ése Honorable Consejo Nacional Electoral, infringiendo las siguientes disposiciones de la nueva Ley electoral >>.

El profesional del derecho recuerda que en el Artículo 234 está clara la prohibición y sanción a los funcionarios y empleados públicos: << …; 4. Utilizar los actos de gobierno para hacer propaganda partidista de cualquier tipo; y, 5. Utilizar recursos financieros o bienes del Estado para hacer propaganda electoral. Durante los sesenta (60) días anteriores a la fecha de las elecciones generales y primarias, quedan suspendidos los actos de inauguración de obras públicas y su difusión en medios de comunicación >>.

Por lo que finalmente piden que se aplique las disposiciones contenidas en este artículo, las cuales están sujetos al pago de una multa equivalente a dos (2) veces el salario mensual, y en caso de reincidencia, con el doble de la misma sin perjuicio de la destitución de su cargo.

<<De conformidad a las disposiciones antes citadas, se solicita, que se imponga (n) a su (s) autor (es) intelectual (es) y/o material (es), las sanciones pecuniarias de multa y responsabilidad penal y la suspensión inmediata de dichas actividades propagandísticas con la salud del pueblo>>,dice la denuncia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos + dos =