Ni los santos respetan: Patrono de Tegucigalpa se queda sin su espada

Ni los santos respetan: Patrono de Tegucigalpa se queda sin su espada

Ladrones no identificados robaron la balanza, las platinas y hasta la espada de bronce la estatua del santo patrón de la capital, San Migue Arcángel, en la plaza Los Dolores, en Tegucigalpa, capital de Honduras.

Autoridades de la Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC) confirmaron el robo con la aclaración de que se había recuperado la espada, aunque no ampliaron si han detenidos y el lugar donde aconteció la recuperación.

06f61b29-5b96-484a-946f-c28c24349af8

No se descarta que el delito fue cometido por delincuentes que tenían la intención de vender como chatarra, el pesado bronce. En la acción criminal, habrían participado al menos tres antisociales considerando el peso del metal y la incomodidad para desprenderlo.

Lo curioso es que el robo no fue detectado pese a que la zona es vigilada por guardias de un mercado, entre presencia de agentes asignados a una estación policial cercana.

San Miguel Arcángel es el santo patrono de la capital de Honduras. A él se le rinde veneración en la Catedral Metropolitana de la plaza Los Dolores.

La escultura está elaborada en bronce y sobre un pedestal de hormigón, muestra a San Miguel Arcángel en el momento definitivo de su lucha contra satanás, el momento en el que va a hincar su espada contra el demonio.

Esta icónica imagen fue tallada por el artista guatemalteco Vicente Gálvez, uno de los grandes escultores que había en Centroamérica, en 1775.

Cortesía: La Tribuna.

Deja tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *