Los árbitros hondureños sufren efectos de la pandemia y ganarán un 10% menos

El 26 de septiembre se pone en marcha el Torneo Apertura 2020 con los clubes de la Liga Nacional golpeados en lo económico, por los efectos que está dejando la pandemia del covid-19.

Pero no serán los únicos sacrificados o afectados, también los árbitros profesionales que han estado seis meses sin ingreso, ahora deberán ganar menos por dirigir los partidos.

Los jueces solamente recibieron un bono de 5 mil lempiras por parte de la Fenafuth para transporte en sus traslados a las pruebas físicas.

Uno de los coordinadores arbitrales, Benigno Pineda informó que tras una reunión con el presidente de la Liga Nacional, Wilfredo Guzmán, aceptaron una rebaja salarial.

“La semana pasada tuvimos una reunión con Wilfredo y accedimos a rebajarnos el 10 por ciento del salario porque nos expuso que ellos asumirán todos los gastos este torneo”. Hay un grupo de cerca de 30 colegiados dedicados exclusivamente al arbitraje.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


14 + seis =