La riqueza hídrica de Santa Bárbara ha sido hoy su mayor verdugo con el paso de las tormentas

El enlace de Casa Presidencial para la contingencia de Santa Bárbara, Julio Quiñones, describe como fatal la desgracia que allí se vive, el 70 por ciento de las comunidades han sido destruidas.

“Puedo decir yo a ciencia cierta, el 70 por ciento del departamento de Santa Bárbara yo podría catalogarlo en una situación de calamidad; son 20 municipios en una situación realmente complicada, 97 aldeas que en una u otra situación tienen que se puso en precario la vida, la integridad, la salud de las personas que viven en estas aldeas”, expuso Quiñones.

Recalcó que ese es el número de aldeas afectas es hasta hoy, pero cada día se están presentando nuevos eventos así es que temen que dicho número pueda incrementarse.

Recordó que estaban realizando la evaluación de daños causados por el huracán Eta, pero que el huracán Iota no les dio oportunidad de continuar. “Y nos hizo una situación peor a la que Eta nos dejó; eso significa que aquellos municipios que ya estaban complicados doblaron esa complicación y los que no habían tenido complicación se suman a la lista”.

Con eso resulta que 20 municipios, de verdad tienen muy complicada su situación, dijo el enlace presidencial. “Los otros ocho municipios no es que no tienen nada, solo que la situación que puedan estar viviendo es menor a  la que se menciona de estos 20”, reafirmó.

De su parte el gobernador político santabarbarense, Ángel Paz, secundó la opinión del delegado presidencial al manifestar que los 28 municipios resultaron afectados, algunos más otros menos y también en diferentes características.

Reconoció que las cifras por daños se continúan incrementando porque todavía hoy siguen suscitando deslizamientos de tierra y las fuertes lluvias continúan, cuando en gran parte del territorio nacional el cielo luce despejado.

“Sigue lloviendo en Santa Bárbara y sabemos que hay saturación de suelos, ocasionando más derrumbes y que están afectando a comunidades que no habían experimentado problemas durante el azote de los huracanes”, dijo el gobernador Paz.

En efecto, este miércoles se conoció del enorme desastre de la comunidad de La Reina, en le municipio de Protección, en donde hubo un derrumbe de grandes dimensiones. “Allí aproximadamente unas 1,400 personas de ese lugar quedaron sin vivienda, y afortunadamente habían evacuado desde el viernes de la semana anterior, por eso no hay pérdidas de vidas humanas”, reconoció.

Sin embargo no todos abandonaron el lugar, hubo unas 60 personas que se resistieron a abandonar sus casitas y hoy prácticamente han quedado aisladas y solo con apoyo aéreo podrá ser evacuadas.

A juicio del gobernador, de todos, los municipios más afectados son Quimistán y Santa Bárbara, en este último la crisis mayor es la falta de agua potable, no hay servicio en este momento porque todas sus fuentes colapsaron, a la población le han estado proveyendo a través de carros cisternas que llenan en comunidades aledañas que si cuentan con el vital líquido.

A falta de carreteras, los pobladores hacen uso de bestias, no hay otra forma.

El diputado César Handal refirió el profundo daño que ha sufrido la infraestructura departamental, en donde muchas cabeceras municipales se han quedado incomunicadas porque sus carreteras sufrieron graves daños.

“Los 28 municipios han tenido daños considerables, principalmente en todo lo que es la infraestructura vial, no hay acceso a muchas cabeceras municipales y también a las diferentes aldeas, esto nos imposibilita incluso tener datos exactos en torno a cuáles son los daños puntuales que cada uno de los municipios ha tenido”, manifestó el diputado Handal.

“Por otro lado, la parte productiva del departamento, hablando por ejemplo del tema café, nos aprestábamos a sacar nuestra cosecha para poder exportar ese grano que tantas divisas nos deja al país, pero que dadas las condiciones que tenemos en la infraestructura vial de las todas fincas que comunican en el departamento de Santa Bárbara, eso se va a ver un tanto afectado”, consideró el legislador.

Relató que el caso de la evacuación masiva que se produjo en la aldea La Reina no ha sido el único en tal magnitud. “Anteriormente ya habíamos tenido evacuados y comunidades enteras que fue necesario realizar una movilización masiva, como es el caso de San José de Oriente, en el municipio de Ilama, también la aldea de Las Quebradas en el municipio de Santa Bárbara, El Águila en Gualala”, enumeró entre algunas otras que también resultaron afectadas.

Agregó que mientras se alertaba a las comunidades del Valle de Sula que venía bajando una nueva crecida del río Ulúa, estas comunidades santabarbarenses estaban siendo azotadas con cantidades enormes de lluvia.

“Pero los daños a lo interno de cada uno de los municipios era grande, por ejemplo en el tema agua potable del municipio de Santa Bárbara, en donde el 100 por ciento de los proyectos de agua potable que son manejados por juntas de agua que se han organizado en cada uno de los barrios, colonias y aldeas, todos colapsaron por que vienen de cuatro fuentes de agua que los nacientes están al interior de la montaña de Santa Bárbara y allí se están ocasionando deslaves”, indicó el diputado Handal.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *