La importancia de saber descifrar la información recibida a través de redes sociales

Captura Mario Cerna
Mario Cerna es un ferviente investigador del efecto que las redes sociales y el ciber espacio están causando en las personas y particularmente en los niños.

Su trabajo lo realiza con un selecto grupo de amigos y colegas entusiastas periodistas agrupados en la firma “SmartCom, Comunicaciones Estratégicas”, interesados en brindar su aporte en lo concerniente a la ciberseguridad.

“Nos hemos enfocado en lo que corresponde a las competencias digitales y desde entonces hemos ido avanzando en cada una de las áreas de manera muy puntual y llegando hasta las áreas los temas muy particulares y en este caso, el último al que hemos llegado es al de las agresiones digitales”, dijo a manera de preámbulo.

“El tema de competencias digitales, sobre todo ahora con la pandemia, que ha quedado evidenciado es que el ciudadano debe tener competencias digitales para desenvolverse y desarrollarse de manera íntegra y sobre todo productiva, más ahora. Y uno de estos temas va vinculado al de las agresiones”.

“Son investigaciones que nosotros costeamos con nuestros propios recursos y lo hacemos con el ánimo de poder contribuir en los temas de hoy en día; el tema de las agresiones digitales no se habla en Honduras; pero que a nivel mundial, es una de las principales preocupaciones, tanto en lo personal, como organizaciones, gremios, defensores de derechos, etc.”, dijo Cerna.

Concerniente en el tema investigado, lo que asoma a primera vista es que se trata de un asunto que no es abordado en ninguna de sus fases. “Un vacío de conocimiento, ya que no había mucha información e investigación, entonces recurrimos a información de petición pública, esto con la Unidad de Investigación de Delitos Cibernéticos”.

Dado que esta unidad su fecha de creación data de 2017, la información que se obtuvo corresponde a los años de 2018 a 2020. Donde uno de los hallazgos es la cantidad de denuncias que hace la ciudadanía. Y eso evidencia también como poco a poco la población se va enterando de este tipo de espacios”.

“El análisis que nosotros estábamos era información que nos diera a nosotros una base para levantar otro estudio que todavía lo tenemos en marcha. Entonces en el análisis de esos tres años de investigaciones que nosotros pudimos identificar, es que redes como WhatsApp y Facebook son las que más se están utilizando”.

Eso es un promedio de 6 de cada 10 agresiones o amenazas digitales y ciberdelitos que reciben las personas se realizan a través de estas dos redes sociales. “También una de las cosas que nos llamó la atención es que ese 6% de las personas que han denunciado durante estos tres años, el 6% son menores de edad”.

Lo que les ha llamado la atención, porque sucede que desde el 2018 el ciberdelito de la pornografía infantil también se ha venido manejando. “Claro es algo que de manera muy empírica podemos vincular, pero es algo que todos los que tenemos hijos debe llamarnos a la atención porque debemos saber los riesgos que hay en las redes sociales”.

“Y los padres de familia por ser un poquito alcahuetes, como decimos en el argot popular, permitimos que nuestros hijos accedan a dispositivos móviles o accedan a cuentas de redes sociales, ese es un grave error”, expuso Cerna.

Aquí es cuando el tema de las competencias digitales alcanza mayor importancia porque la mayoría de los padres tenemos desconocimiento del manejo de las redes sociales y por ende los riesgos para nuestros hijos son mayores, agregó.

“Esa es una de las reflexiones que siempre hacemos cuando tenemos estos espacios en medios de comunicación, para que la gente pueda tener esa catarsis y pueda comprender que la seguridad digital es tan importante como la seguridad física. Y hoy hablábamos, que muchos de estos problemas a veces los vemos como muy lejanos”.

Eso significa que una de las mayores debilidades en la seguridad digital más comunes en estos momentos, es la de no saber procesar la información. “Procesar la información incluso a través de un mensaje que nos pueda caer a través de un WhatsApp desde un número desconocido o de un contacto que agregamos por error, o que ni siquiera lo conocemos por Facebook y que a través de messeger nos está mandando información, nos está mandando mensajes”.

La importancia de todo lo anterior radica en poder interpretar un mensaje, una información, que nos puede salvar la vida, como muestra de lo anterior, recordó de casos que han sucedido en Honduras y que han consternado a la sociedad.

“Casos que hemos visto repetidamente en Honduras, niñas que son engañadas porque les ofrecen trabajo, hay personas que utilizan perfiles falsos para engañar y enamorar, no solamente a niñas, también a hombres incautos”.

Por eso es muy importante el poder identificar y procesar la información recibida en redes sociales, porque eso nos pueda salvar la vida, tal como lo expuso Cerna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 + seis =