Alec Baldwin se declaró inocente de homicidio involuntario en el caso ‘Rust’

Jueza niega pedido de Alec Baldwin para desestimar los cargos de homicidio involuntario

 

Los Ángeles. Una jueza de Nuevo México negó este viernes la petición del actor Alec Baldwin para que se desestimen los cargos por homicidio involuntario que se le imputan en el caso de la cinta ‘Rust’, y dictaminó que el caso fue presentado adecuadamente ante un gran jurado.

Con el fallo de la jueza Mary Marlowe Sommer aumenta la probabilidad de que el juicio contra el actor y productor, a quien se le acusa por la muerte de la directora de fotografía Halyna Hutchins durante el rodaje de la película en 2021, se realice este verano.

Los abogados de Baldwin habían presentado el pasado 9 de mayo dos nuevas peticiones para que se anulara la acusación bajo el argumento de que la fiscal a cargo de la investigación actuó “de mala fe” al no presentar pruebas suficientes al gran jurado y que lo instruyó indebidamente antes de acusar al actor.

También, indicaron que no hubo una intención de parte de la Fiscalía para facilitar el contacto del jurado con los testigos que testificaran que no era responsabilidad de Baldwin verificar que el arma fuera segura de manejar en el set.

La decisión de la jueza se centró en los detalles del procedimiento que regula al gran jurado en Nuevo México, donde la defensa no tiene derecho a llamar a testigos durante la presentación de un caso, según reportó el New York Times.

Baldwin acusado desde 2023

Los fiscales acusaron originalmente a Baldwin en enero de 2023, pero desestimaron los cargos en abril para realizar una mayor investigación, después de que la defensa planteara dudas sobre si el arma de Baldwin funcionaba correctamente.

En enero de 2024, los fiscales especiales volvieron a presentar cargos contra el actor después de recibir un nuevo análisis del arma que terminó con la vida de Hutchins, que encontró que las armas de fuego de ese diseño podrían dispararse sin apretar el gatillo, solo si se aplicaba fuerza al martillo.

En marzo, la armera del filme, Hannah Gutierrez-Reed, se declaró culpable de homicidio involuntario y sentenciada a 18 meses en prisión. Esta semana, la mujer presentó una moción en la que pide salir en libertad.

Baldwin enfrenta una posible condena de 18 meses de cárcel y una multa de miles de dólares si lo declaran culpable en el juicio que está previsto que comience el 9 de julio en Santa Fe, Nuevo México (EE.UU.).  EFE

Deja tu comentario