Instituciones propone ocho ejes estratégicos para el fortalecimiento del Estado de derecho

Instituciones propone ocho ejes estratégicos para el fortalecimiento del Estado de derecho


Un Estado de derecho pleno, eficiente y transparente es fundamental para superar los problemas estructurales y transformar el país a favor de un desarrollo humano sostenible. Esta es la premisa que fundamenta la elaboración del Informe de Desarrollo Humano de Honduras 2022.

El Informe fue desarrollado bajo el liderazgo del Plan de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) con el acompañamiento de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE), el Gobierno de Canadá, la Unión Europea, la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

El Informe plantea que la multicrisis persistente y profunda en el país ha limitado avances sustantivos en varios componentes del desarrollo humano, y una de sus manifestaciones es el debilitamiento del Estado de derecho. Lo cual se refleja en que Honduras continúa siendo uno de los países con menor índice de desarrollo humano (IDH) de la región latinoamericana.

El Informe señala que la evolución moderada, en temas centrales del desarrollo humano como ingreso, escolaridad y esperanza de vida, junto a otras variables, ha sido insuficiente para cerrar las brechas de desigualdad y exclusión. Honduras presenta un IDH de 0.634, siendo el más bajo de la región Centroamericana.

De los 298 municipios, 100 (34%) están ubicados en nivel de IDH bajo; mientras que hay solo cinco municipalidades con mayor IDH: Distrito Central, La Esperanza, San Pedro Sula, Santa Lucía y Roatán. Ningún municipio en el país tiene una clasificación de IDH muy alta.

Otro de los rezagos significativos es la inequidad entre hombres y mujeres. Las mujeres tienen mayor probabilidad que los hombres de encontrarse en situación de desarrollo humano bajo y persisten retos profundos vinculados a su limitada participación política y en el mercado laboral.

La investigación propone colectivamente 50 propuestas de políticas públicas, agrupadas en ocho ejes estratégicos relevantes para el fortalecimiento del Estado de derecho:

  1. Reformas al sector de justicia con inclusión
  2. Reformas político-electorales
  3. Reformas a la seguridad ciudadana
  4. Descentralización con planificación del desarrollo y enfoque prospectivo
  5. Políticas sociales inclusivas que consideran la protección social
  6. Políticas económicas verdes de desarrollo humano orientadas a la concertación fiscal
  7. Políticas de equidad de género
  8. Políticas de transformación digital

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

trece − 8 =