HABEMUS LEGEM: CN aprueba nueva Ley electoral

Como si se trata de esos buses de la ruta 4 en San Pedro Sula, que cuando salen de su terminal van a vuelta de rueda, se paran 15 minutos o más en las primeras estaciones; pero cuando ya vienen a marcar, van ‘como alma que se la lleva el diablo”; así se puede parodiar el trabajo legislativo con respecto a estas llevadas y traídas reformas a la Ley Electoral.

El Congreso Nacional de Honduras, en sesión de este martes aprobó la nueva Ley Electoral, que en realidad no es nueva, tan solo son algunas reformas; lo que pasa es que se tardaron tanto para llegar a este punto que da la impresión que la estaban cambiando por completo.

Al menos el resultado de hoy es muy importante, porque era vital para que este próximo jueves el Consejo Nacional Electoral (CNE) proceda con toda normalidad a realizar la convocatoria a las elecciones generales en el mes de noviembre.

Tras la aprobación del artículo de la vigencia de la nueva Ley, el presidente del Poder Legislativo, Mauricio Oliva, agradeció a la dirigencia de los partidos políticos por su contribución en tener la normativa electoral.

Asimismo, resaltó el papel de los asesores por brindar su experiencia y conocimientos en la elaboración del documento sobre la Ley Electoral.

Del mismo modo, a los expertos internacionales, a la Organización de Estados Americanos (OEA) y a los países cooperantes por el apoyo para poder expresar el sentir y pensar de la sociedad hondureña como una contribución significativa para tener en los próximos procesos electorales con un buen margen de credibilidad, confianza y certidumbre.

Respecto a lasmodificaciones Oliva se refirió alimportante cambio en la integración de las mesas electorales.  “El tema toral es que habrá cinco representantes en las mesas electorales. Los cargos de presidente, secretario y escrutador van a ser rotados por los tres partidos de mayor volumen electoral de las últimas elecciones y habrá dos vocales que de manera aleatoria van a integrar a la mesa, además tendrán voz y voto”.

Además ahora el pago a lospartidos minoritarios o deuda política estará directamente relacionado con la cantidad de votos que logren obtener.

“Voto emitido, voto pagado; pero reconocemos la necesidad de darle a los partidos políticos, sobre todo a los nuevos, y a los de mayor antigüedad porque tienen ideologías definidas que el Estado debe financiar espacios para capacitación y formación política que debe ser puesta en el presupuesto”, explicó Mauricio Oliva.

Otra de las disposiciones, es que se agrega como requisito para registro de elecciones generales a los partidos que no fueron a elecciones primarias, la cantidad requerida de 10 departamentos y 150 municipios debidamente organizados como mínimo.

“Cuando logramos consensos por mayoría significa que corregimos y avanzamos como democracia, sociedad y país. ¡Gracias a todos los liderazgos y actores de todas las fuerzas políticas con quien juntos logramos consensuar y aprobar una nueva ley electoral!”, concluyó Mauricio Oliva.

El diputado Luis Redondo publicó una serie de capturas de pantalla (21 en total) en donde se ve solicitando la palabra, pero siempre es a otros diputados a quienes se les otorga el privilegio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *