Estructuras económicas y ligadas al narcotráfico; el obstáculo para elegir la nueva CSJ

png_20221226_022700_0000


TEGUCIGALPA. - Luis Redondo, presidente del Congreso Nacional, dijo que en medio de tantas limitaciones su administración está cumpliendo con la agenda prevista en pro de mejorar las condiciones de país y asegura que a pesar de presiones derivadas de grupos criminales y de poder, seguirán legislando por reconstruir el estado de derecho, combatir la corrupción y la impunidad; porque cuenta con el respaldo político del gobierno de Xiomara Castro.

Redondo atendió a Proceso Digital para hablar sobre su papel como presidente del Legislativo, los obstáculos que se presentan en su labor, su relación con la presidenta de la República, la elección de la Corte Suprema de Justicia, la CICIH y las presiones que recibe, asegura de grupos económicos y criminales que operaron en total impunidad en administraciones de gobierno anteriores.

“Hemos cumplido con la Agenda Bicentenario, la expectativa generada en la población, respecto temas como derogación de las ZEDE, Ley de Secretos y reformar la matriz energética, entre otras, sin embargo, todavía hay retos, algo que nunca imaginé es que entraríamos el Congreso en condiciones demasiado deplorables, fue saqueado y eso solo pasa cuando hay estructuras criminales que operan en medio de la impunidad”, dijo inicialmente a Proceso Digital, Redondo.

Refirió que a días de elegir una nueva Corte Suprema, priman todavía muchas limitaciones, que reducen el marco de acción porque hubo notarios que respondían al crimen organizado que gobernó en años pasados, sirvieron para destruir la institucionalidad “entonces desde el CN nos hemos enfocado en legislar para que no haya más corrupción, eso me lo pidió personalmente la presidenta Xiomara Castro, que no permita que haya corrupción en ese Poder del Estado”.

Vigentes intereses del narcotráfico en elección de CSJ

El jefe del Legislativo de Honduras, asegura que estructuras económicas, criminales y ligadas al narcotráfico, quienes pretendían quedarse con la Junta Directiva del Congreso Nacional, ahora tienen intenciones de influir en las decisiones de quienes deberían ser los magistrados para que integren la nueva Corte Suprema de Justicia “podríamos decir que ese es el principal obstáculo”.

¿Cómo se puede mejorar la democracia de este país? Se le consultó y dijo: en primer lugar que se limite el margen de participación de personas -que buscan cargos políticos- que han estado envueltos en actos criminales y de corrupción, no solo hablo de participación electoral, sino también el sector económico, porque ahí se toman decisiones vitales en negocios, por ejemplo no es posible que inversionistas extranjeros hayan logrado contratos de generación de energía con fuertes vínculos con el narcotráfico y lavado de activos.

“Estas cosas tenemos que detenerlas cueste lo que cueste, sé que son temas muy delicados, nadie se atreve a hablarlos, tampoco de exoneraciones, extorsión o quiénes son los vinculados en todo esto. El exvocero de la MACCIH, Juan Jiménez, decía: sigan la ruta del dinero, porque ahí no solo hay funcionarios públicos, ni algunos del sector privado, estamos hablando de entes que manejan el país y que deben rendir cuentas por su relación con el lavado de activos”, señaló.

¿Los hondureños pueden esperar una verdadera lucha contra la corrupción? Se le preguntó y respondió: aprobamos en el Congreso Nacional un decreto para fortalecer la Unidad Fiscal Especializada Contra Redes de Corrupción (Uferco) del Ministerio Público; que accionó para presentar una acusación que tenía más de cinco años, después el fiscal Luis Javier Santos, lamentó que una jueza le diera libertad a unos criminales a un caso que tenía varios años de estarse investigando.

“Por eso públicamente le digo a los fiscales que ellos públicamente pueden acusar a jueces que cometen un concurso de delitos para dejar en libertad a los criminales, es como la Ley de Condena al Golpe de Estado -2009- aprobamos una amnistía para las personas perseguidas políticamente pero son los jueces los que al final deciden si dan libertad o no a las personas, el manipular la norma es algo lamentable, se bebe perseguir y acusar, para que se saque ese tipo de personas del ordenamiento en la impartición de justicia”, externó.

Asimismo, centra sus esperanzas en que la elección de una nueva Corte Suprema y en la instalación de la Comisión Internacional Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (CICIH), dejará resultados importantes en el rescate del Estado de Derecho. La venida de un ente externo es una ley, ahora se están viendo avances como la firma del memorándum de entendimiento entre el gobierno hondureño y el Organismo de las Naciones Unidas (ONU), que deben fortalecer a nuestros fiscales, que no sea como la MACCIH, que se fue sin dejarnos nada.

¿Está el crimen organizado detrás de la elección de la Corte? “Claro que sí, puedo asegurar que yo como presidente de este poder del Estado, no voy a permitir que ningún auto postulado esté vinculado al lavado de activos, con movimiento de dinero fuera de orden en lempiras o dólares, que tampoco puedan justificar la gran cantidad de propiedades que tienen, sean magistrados, eso no va a pasar, no lo vamos a permitir”, concluyó. Fuente : Proceso Digital

 

Deja tu comentario