En medio de protestas crece oposición a contrucción de residencias en La Tigra

Captura www


Este día el Sociólogo Julio Navarro también se muestró en contra de urbanización en La Tigra. A su consideración el Congreso Nacional debería intervenir vía decreto el proyecto urbanístico de Bosques de Santa María.

La oposición este proyecto habitacional para clase alta ‘reventó’ en medio de una profunda crisis por escasez de agua en la capital, con el agravante que La Tigra es una de las tres fuentes de agua para esta población, que además experimenta un bajísimo porcentaje de producción de agua.

En este sentido, el sociólogo Navarro expresó. “Debe intervenir directamente es el Congreso Nacional porque es el que tiene el poder de legislar para derogar todos los compromisos adquiridos por la Alcaldía Municipal y que por situaciones legales no sean capaces de hacerlo”.

Navarro manifestó que los desarrolladores de Bosques de Santa María son familias que llegaron en 1980 a Tegucigalpa y se apoderaron del centro de la ciudad y ahora están migrando a los sectores montañosos, en este caso La Tigra.

Planteó que ante la situación difícil por el cambio climático el Estado hondureño debe asumir políticas que fortalezcan la forestación en grandes ciudades como es Tegucigalpa y no tener proyectos orientados a destruir el bosque.

Los pobladores de El Hatillo llevan varias semanas de manifestaciones en oposición a este proyecto, conscientes que está en riesgo su fuente de agua, que obviamente no solo ews para ellos, sino que también para millares de hogares capitalinos, de ahí que los pobladores al otro lado de El Hatillo, se han sumado a estas manifestaciones.

Sin embargo este día el alcalde de la capital, Nasry Asfura, se acercó a estos pobladores, porque ellos exigen a la alcaldía que cancele de forma definitiva el denunciado proyecto, sin embargo el edil sufrió el rechazo popular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.