Doctora que constato la muerte de Keyla Martínez en hospital de La Esperanza, relata lo que ella vio esa noche

tiempo


La doctora Patricia María Zúniga, afirmó que efectivamente, Keyla Martínez llegó sin vida al hospital Enrique Aguilar Cerrato, donde ella era la médico de turno esa madrugada.

El relato de la doctora Patricia fue recogido por Diario Tiempo,  en una entrevista que abre más interrogantes a lo ocurrido esa trágica madrugada de domingo.

La doctora describe en su relato que cuando llegaron los policías con el cuerpo inerte de Keyla,  se podía observar a simple vista, su ropa interior y además, reveló que la joven enfermera presentaba un hematoma (golpe) en la parte trasera de la oreja, un hecho que coincide con los hallazgos  de la autopsia realizada al cuerpo de la joven.

“El cuerpo llegó a bordo de una patrulla policial... las enfermeras los recibieron primero, y a simple vista se podía notar, que Keyla estaba muerta, y fue entonces cuando me llamaron, para verificar si efectivamente estaba muerta, por lo que procedimos para verificar la ausencia de signos vitales, se le tomaron los pulsos, se le revisaron las pupilas que ya estaban dilatadas, se tomó la frecuencia respiratoria descartando cualquier signo de vida, estaba muerta”, relató la doctora Zuniga.

Al comprobar que Keyla estaba muerta, la doctora le preguntó a los agentes policiales ¿dónde estaba la familia de la joven?, a lo que le respondieron que ellos eran policías de patrulla que estaban en la calle y solo les habían llamado de la jefatura para trasladar a la joven hasta el hospital, que fue arrestada por violar un toque de queda.

Entre las declaraciones más reveladoras de la doctora, esta cuando describe como estaba el cuerpo de Keyal en esa primera evaluación “Nos llamó la atención que ella tenía la oreja morada, ya estaba fría y tenía lodo en la espalda, no presentaba marcas en su cuello, no observe nada de eso. Ella estaba vestida con su blusa manga corta, pantalón pegado y sí se le podía ver la ropa interior porque el pantalón lo tenía bajadito, además no llevaba el suéter y el pelo lo tenía suelto”, relató la galena.

"Ellos (los policías) me preguntaron que cuanto tiempo tendría de haber muerto, yo les dije que eso lo evaluaría el perito forense" agregó la doctoa, además mencionó que los agentes insistieron en que no sabían nada sobre la causa de la muerte de la joven Keyla, aunque se mostraron nerviosos y preocupados, y uno le dijo al otro, "Ojala no nos vayan a echar el clavo a nosotros", puntualizó.

La profesional de la medicina fue muy clara en su testimonio, asegurando de que Keyla ingresó sin vida al centro médico, agregando que de ese hecho hay muchos testigos, así como el libro de incidencias, que ya esta en poder de la ATIC.

Los hechos

El pasado fin de semana la joven estudiante de enfermería Keyla Martínez murió en el interior de una celda policial de La Esperanza, Intibucá, la policía en un primer comunicado aseguró que la joven se había suicidado, sin embargo, los resultados de  una segunda autopsia revelaron que la joven murió por asfixia mecánica, es decir, que se podría tratar de un homicidio.

El doctor, amigo de Keyla y con quien ella fue arrestada esa noche, apareció finalmente en CNN  dando su versión de los hechos, asegurando  que la joven había gritado que se quitaría la vida, sin embargo, tanto la familia, como su apoderada legal rechazan esa versión, frente a la prueba científica que contradice el relato del doctor,  lo que ha generado indignación en todo la población hondureña, que reclama justicia y que los hechos se esclarezcan para deducir responsabilidades y el castigo que amerite.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.