Discurso de Dogu: Parte de sus funciones es mantener informado a su país, según analista

png_20221026_072316_0000


El analista Carlos Urbizo, considera que La embajadora de Estados Unidos en Honduras, Laura Dogu, en una intervención ante la Cámara de Comercio Honduro-Americana (Amcham), donde se refiere a diversos temas de Honduras, dijo que se debe entender que las funciones de un diplomático es tener a su país informado de la situación política, económica y social del país anfitrión.

"No nos está diciendo nada que no conocemos en realidad, acuerdese que estás personas son diplomáticos y como diplomáticos tienen cierto lenguaje y cierta forma de decir las cosas y no entrar en grandes polémicas innecesariamente", dijo inicialmente Urbizo en una entrevista al periodista Carlos Martínez en su programa "En La Mira".

Manifestó que ella aprovecha esa oportunidad únicamente para remarcar cuál es la relación que tiene Estados Unidos con Honduras y la que quisiera tener adelante.

"Y desde luego, todos conocernos de que hubo ahí un par de ocasiones donde el canciller, el ministro de Relaciones Exteriores (Enrique Reina), reaccionó abruptamente creo yo, y creo que incorrectamente por algunos comentarios que ella había hecho anteriormente, y es a lo que se refiere inicialmente en su discurso ", manifestó el experto.

Cuando dice se quiere venir a invertir; hay gente que está interesada en Honduras, y que Estados Unidos tiene el deseo de venir a invertir, pero los mensajes que están enviando son los equivocados y está poniendo en riesgo la inversión, el analista dijo que una de las funciones de parte de cualquier diplomático, es tener a su país informado de la situación política, económica y social del país anfitrión, porque no solo tiene que ver no solo con relaciones económicas si no que tiene que ver con geopolítica.

"Centroamérica es una región muy importante para los Estados Unidos, aunque la haya descuidado de acuerdo con la opinión de muchísimos a través de los años, pero estamos muy cerca y quieren tener buenas relaciones porque no quiere que estos países vayan a ser anfitriones de enemigos de ellos o por lo menos de países que no los quieren, o por lo menos países que no los quieren", continuó diciendo el entrevistado.

Cuando habla ella del clima de inversión, dijo a Martínez que recuerda que no es Estados Unidos, quien invierte son inversionistas privados e independientes que ponen a los gobierno a pedir información sobre este o cualquier otro países.

En ese sentido, señaló que lo que está diciendo ella es "que algunas condiciones como esa Ley de Energía es una ley que aparentemente no va atraer inversión nacional (a Honduras), porque obviamente el gobierno está diciendo que eso le corresponde al gobierno de Honduras, que es de interés nacional".

"¿Por qué el gobierno insiste en esa posición?, yo no lo comprendo, porque más interés nacional que arroz, frijoles, mantequilla, queso y huevos, no puede haber, porque no se dedica a eso, en vez de estar desviándose a una industria como es la energía, que el sector privado puede perfectamente atender", sugiere Urbizo.

Dogu se refirió al tema del empleo por hora, al respecto el experto, manifestó que este "no es un tema tan grande verdaderamente, que se hablaba de doscientos, trescientos mil empleos y al final no sabemos cuántos eran, pero el hecho de que se hayan tomado una acción en contra de una ley que permitía lo que ya permitía el Código de Trabajo de alguna forma, está enviando un mensaje, de que el gobierno quiere tener mayor ingerencia que lo que sucede aparte de sólo montar un ambiente atractivo para la inversión y que funcione".

Declaraciones de Dogu

La embajadora estadounidense dijo que están "profundamente preocupados" por los informes de empresas, tanto estadounidenses como hondureñas, sobre el aumento de las invasiones de tierra y la piratería digital.

Además, aseguró que "hasta el Congreso de los Estados Unidos está preocupado por el tratamiento de la inversión extranjera en Honduras".

Y ante las críticas recibidas por sus encuentros con empresarios de su país, fue categórica al decir que "continuaremos ejerciendo nuestro derecho de reunirnos con inversionistas estadounidenses" para abogar por resolver disputas comerciales de acuerdo con el derecho comercial.

Dogu señaló que una economía inclusiva requiere compromiso del gobierno como del sector privado con la seguridad jurídica. Indicó que ello "exige la observancia de los derechos de propiedad, tanto de los derechos sobre la tierra, como de la propiedad intelectual".

A su vez señaló que lo anterior es lo que atrae inversión, tanto nacional como internacional. "Esas son las condiciones que crean empleo y esperanza para que la gente encuentre su futuro aquí, en vez de intentar el viaje peligroso al norte", afirmó la diplomática.

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *