¡Dios quiera no estén equivocados! Instituciones internacionales de acuerdo con retorno a clases presenciales

Alice Shackelford 2

Entre las organizaciones que han mostrado su beneplácito por el anuncio de las autoridades hondureñas, en el sentido que hacia el próximo lunes 18 de abril el retorno a clases será al 100% figuran, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Mediante un comunicado conjunto, los organismos de la ONU indicaron que celebran la decisión del Gobierno de Honduras de retornar a las aulas a partir del 18 de abril, considerando la Estrategia de Regreso Seguro a Clases.

La Secretaría de Educación de Honduras anunció la semana anterior, que el próximo 18 de abril reiniciarán las clases presenciales en todos los centros y niveles educativos del país, tras dos años de modalidad virtual y semipresencial debido a la pandemia.

Unicef y Unesco resaltaron, los esfuerzos de la Secretaría de Educación para coordinar con los diferentes actores para avanzar hacia el fortalecimiento de las medidas necesarias para lograr el retorno a clases presenciales, así como recuperar la matrícula y promover la continuidad educativa.

«La priorización y protección del derecho a la educación requiere justamente de la articulación multiactoral que promueva compromisos y acuerdos en favor de la educación como un bien común y público, del cual nadie debe quedar atrás ni afuera», subrayan.

La coordinadora residente del Sistema de la ONU en Honduras, Alice Shackelford, dijo que colocar la educación en el centro de la recuperación «ayudará a transformar las economías, la sociedad y a acelerar el desarrollo sostenible de cada país».

Sin embargo, no hay que perder de vista que se había ofrecido la dotación en cantidades suficientes de material de bioseguridad a cada centro escolar, tampoco se ha dicho cómo solventarán la situación en aquellas escuelas e institutos cuya infraestructura no reúne las condiciones necesarias ni de seguridad física ni de bioseguridad.

Por otra parte, no hay que soslayar la realidad y ésta indica que el virus aún deambula entre la población hondureña. Por lo tanto, regresar a clases presenciales, justo después de un feriado, del que los médicos han expresado su preocupación por los contagios que puedan resultar, producto de la convergencia de millares de personas a diversos lugares turísticos, podría ser como reforzar un rebrote.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro × cuatro =