Desde la clandestinidad David Romero Ellner responsabiliza al presidente Hernández

Después que se conociera la orden de captura en su contra, el periodista David Romero Ellner, desapareció de ubicación, según expresó mediante comunicado; eso por no contar con garantías a su vida.

En el comunicado Ellner reconoce que está viviendo uno de los momentos más difíciles de su carrera periodística, porque el sistema lo ha orillado a esconderse. “A esta hora, el régimen de Juan Orlando Hernández Alvarado, ha montado un operativo de persecución en mi contra, usando vehículos pequeños que se apostan en mi residencia y en la radio para la cual trabajo”, inicia Ellner en su exposición.

Asegura,  “el gobierno de JOH (Presidente Hernández,) quiere mandarme a la prisión por mi trabajo periodístico de denuncia, utilizando un asunto privado. Si estuviéramos en un Estado de Derecho, no tendría la preocupación que hoy me embarga; pero la impunidad en la que vivimos y el irrespeto a la vida que campea en el país, son motivos de preocupación para mí”.

Allí mismo, el comunicador de profesión indica que sumado a lo anterior, ha recibido amenazas a muerte. “Por parte de agencias del Estado, serían ejecutadas bajo el argumento de cumplir una supuesta orden de captura librada en mi contra”, por ellos dice no contar con garantías hacia su vida.

“Mi vida corre peligro, la estructura criminal estaría a cargo de buscarme y llevarme a prisión. ¿Quién me garantiza mi integridad física? ¿Quién me asegura si una dependencia del Ejecutivo me captura, me pondrá ante un juez competente”, se pregunta el periodista Ellner.

Con todo esto, Ellner se considera en alto riesgo; pero a pesar de ello dice mantenerse en pie y firme. “Por el momento estoy fuera del aire, no por temor, sino que verificando información que pronto saldrá a la luz. ¡cualquier cosa que me suceda! cualquier atentado que sufra su servidor, o cualquier miembro de mi familia, ¡RESPONSABILIZO DIRECTAMENTE A JUAN ORLANDO HERNÁNDEZ! Finaliza el periodista Ellner.

 


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*