De plácemes el Partido Liberal en una época difícil en que urge que el rojo renueve su color vivo

liberales
Nadie podría poner en duda que el Partido Liberal ha sido institución insigne en la vida política del país.

Son 131 años en que ha dejado una huella indeleble en la historia del país, pero que en la actualidad el legado importantes líderes liberales parece haberse difuminado, por lo que con tristeza, sus seguidores fieles resultan testigos incrédulos de cómo la llama liberal languidece de manera inexorable.

Como cada 5 de febrero, el Partido Liberal de Honduras (PLH), celebra su aniversario y en este 2022 arriba a sus 131 años.

De la mano de laureados líderes que durante más de un siglo forjaron las bases para convertir al Partido Liberal en una institución referente de vanguardismo y desarrollo, al entregar al país grandes conquistas sociales y beneficios a la población hondureña.

Este instituto político ha participado en todas las elecciones celebradas en Honduras y durante décadas su principal opositor fue el Partido Nacional de Honduras. El Partido Liberal se ha caracterizado por ser una de las principales fuerzas políticas del país.

Esta institución política vio sus primeros esfuerzos proselitistas allá por el lejano año de 1866. Siempre le caracterizó un pensamiento filosófico participativo, abierto, receptivo, amplio, lo que le valió para que en los albores del siglo XX diera luz a otra institución política que llegaría a ser su tradicional rival, el Partido Nacional.

Resulta que transcurriendo el año de 1866, el entonces conocido como Estado de Honduras, se disponía a realizar una transición hacia una vida republicana. Fue entonces que una pléyade de jóvenes entusiastas hondureños animados se decidieron en fundar una organización política, la que nombraron “Liga Liberal”, que pronto se convertiría en el Partido Liberal, eso con la intención de participar en el proceso electoral de 1887.

Ya hacia el año 1890, el doctor Policarpo Bonilla reunió el 17 de enero de 1891, en la ciudad de Tegucigalpa, a una convención donde se tuvo a bien nombrar a la naciente asociación con el nombre de: Partido Liberal.

En el año de 1894, nombraron a Policarpo Bonilla como jefe del gobierno revolucionario y para el siguiente año, es decir 1895, lo eligieron como primer presidente constitucional de la República de Honduras.

El Partido Liberal de Honduras se ha caracterizado en guiarse por la doctrina socio liberal, promoviendo el desarrollo económico y el papel del Estado en las regulaciones y por lo general ha mostrado una postura centroizquierda.

Fue nueva escisión en su seno, hace poco más de una década, que el Partido Liberal volvió a vivir el nacimiento de otro partido, el Partido Libre, producto de sus huestes dejándolo sumamente debilitado, al grado que durante los dos últimos procesos apenas ha alcanzado ocupar el tercer lugar.

Tras el Golpe de Estado de 2009 promovido por el ala más conservadora del partido, inicia el éxodo de integrantes liberales más orientados a la socialdemocracia al partido Libertad y Refundación (LIBRE).

Situación que motivó que la efeméride de hoy pasara desapercibida para la mayoría de sus simpatizantes, incluso reconocidos personajes que en su momento resultaron influyentes dirigentes, líderes de una nación, dejaron a la institución de la enseña rojo blanco y rojo, en un frío olvido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecinueve − seis =