Criminales de abogada Haylock se hicieron pasar por médicos porque esposo de ella está con Covid

Al momento del crimen de la aspirante a diputada liberal, Carolina Echeverría Haylock, tenía seis días de estar cuidando a su esposo, el abogado Andrés Urtecho Jamborde, esta situación era de conocimiento de los criminales que se hicieron pasar por médicos y así cometer el asesinato.

Así lo expresa la hermana del también coronel de policía en situación de retiro. “Solo sé que mi hermano me llamó, que habían entrado unos hombres haciéndose pasar por médicos y que cuando él vio la cámara se dio cuenta que no, pero ya su esposa les había abierto”.

“Hubo un tiroteo dentro de la casa y antes de irse le pagaron un tiro en la cabeza a mi cuñada”, así inicia el aterrador relato de la hermana del abogado Andrés Urtecho, la señora Marlen Urtecho.

Agregó. “Yo no sé qué es lo que pasó, yo lo único que sé es que se agarraron a tiros porque mi hermano se quiso defender y como ya tiempos que no usa la pistola se le enconchó, ahí fue cuando le pegaron el tiro en la pierna y aprovecharon para huir, no sé qué más pasó. Solo que mi hermano está en el hospital, he hablado con él lo necesario para este trámite”, expresó la angustiada señora.

Al parecer los criminales estaban al tanto de algunas situaciones en la familia Urtecho-Echeverría, como el hecho que el esposo de la víctima estaba con la enfermedad del Covid, de ahí que se hicieran pasar por personal de salud para engañar a la víctima.

“Mi hermano tenía seis días de estar con Covid y las tres trabajadoras también están con Covid y estaba cada quien aislado en su cuarto. Mi cuñada se quedó porque dijo que no lo iba a dejar solo para atenderlo y con el pretexto que eran médicos entraron a la casa. Creo que la policía encontró allá abajo (lugar cercano a la residencia), la vestimenta de médico que andaban los hombres, lo dejaron botado allí”, reafirmó la señora Marlen.

En cuanto a la cantidad de criminales que atacaron a la familia expresó que no sabría decir si fueron tres o cuatro, tampoco si hubo alguna amenaza recientemente.

“Yo le pido a las autoridades seriedad, que se investigue y que se llegue hasta el final, eso es lo que le pide la familia para que se haga justicia. Yo le estoy pidiendo al ministro de Seguridad y al de Defensa, seguridad para mi hermano, pero parece ser que no tiene importancia”.

Recalcó este aspecto de seguridad para su hermano. “Es que es obligación legal de ellos, darle seguridad a la ciudadanía. No importa que mi hermano sea un simple ciudadano, un simple coronel retirado, eso no importa, mi hermano es un hondureño que necesita que le den seguridad y que se investigue lo que pasó en su casa. Un domingo a las 7 de la noche, ninguna persona cree que van a llegar su casa a cometer asesinato”, dijo entre sollozos.

Manifestó que el abogado Urtecho tiene muchos años de no contar con seguridad oficial y que tampoco en su residencia cuenta con seguridad privada, tan solo el equipo de cámaras de video vigilancia

De la situación de salud del abogado Urtecho, confirmó que tiene un impacto de bala a la altura de la rodilla izquierda que amerita cirugía porque le perjudicó el hueso. “Y él como que ha perdido mucha sangre, por lo que le van a hacer una transfusión”.

Afirmó que al momento en que el abogado Urtecho la llamó, cuando recién apenas habían perpetrado el crimen, él estaba en shock. “Cuando yo recibí la llamada, inmediatamente contesté; y ustedes saben que él estaba en shock, yo lo único que le dije ‘ya llego a tu casa’, nada más”, expresó todavía con esfuerzo.

Reconoció que se resistió ingresar a la residencia de su hermano, porque el cuerpo de su cuñada todavía estaba tendido en el lugar en donde cayó inerte. “Yo no he querido ver el cuerpo, deben comprender que para nosotros es muy doloroso”, dijo con angustia la señora Marlen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 − seis =