Bolsonaro arremete contra la ONU, y defiende su postura de «no vacunarse»

descarga (5)

Su presencia en la Asamblea General fue en sí una provocación, pues Bolsonaro violó el requerimiento de que todos los participantes estén vacunados contra el COVID-19. Infectado con el virus el año pasado, Bolsonaro ha dicho harías veces en la última semana que sigue sin vacunarse y que recibir la inyección es una decisión personal y médica.

“Para noviembre, toda persona que quiera ser vacunada en Brasil lo será”, dijo el mandatario en su discurso. “Nosotros respaldamos las vacunaciones. Sin embargo, nuestro gobierno se ha opuesto a los pasaportes de vacuna o cualquier obligación de vacunarse”.

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, defendió este martes el llamado «tratamiento precoz» contra la covid-19 ante la Asamblea General de la ONU y dijo no entender «cómo» muchos países y parte de la prensa global se oponen.

«Apoyamos el tratamiento precoz», dijo Bolsonaro, el primer líder en pronunciarse ante la Asamblea General, en alusión a un polémico cóctel de remedios promovido por su Gobierno frente a la pandemia y que incluía remedios de dudosa eficacia, como la cloroquina.  El medicamento contra la malaria pareció inicialmente prometedor, pero los científicos han rechazado categóricamente su uso, diciendo que es ineficaz contra el COVID-19. La hidroxicloroquina fue central en el caos de la pandemia en Brasil, una crisis que ha visto cuatro ministros de salud en el país, dos de los cuales se opusieron a la insistencia de Bolsonaro en usarla.

Fuente EFE y San Diego Union Tribune

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × uno =