Biden firma una orden ejecutiva sobre el aborto y declara que la Corte Suprema está «fuera de control»

Biden firma una orden ejecutiva sobre el aborto y declara que la Corte Suprema está "fuera de control"

WASHINGTON, 8 jul (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo que la decisión de la Corte Suprema de anular el derecho al aborto fue un ejercicio de «poder político crudo» y firmó una orden ejecutiva el viernes para ayudar a proteger el acceso a los servicios para interrumpir embarazos.

Biden, un demócrata, ha estado bajo la presión de su propio partido para que tome medidas después de la histórica decisión del mes pasado de anular Roe v Wade, que trastornó aproximadamente 50 años de protección de los derechos reproductivos de las mujeres.

Los poderes del presidente están restringidos porque los estados de EE. UU. pueden promulgar leyes que restrinjan el aborto y el acceso a medicamentos, y se espera que la orden ejecutiva tenga un impacto limitado.

“Lo que estamos presenciando no fue un juicio constitucional, fue un ejercicio de poder político puro”, dijo Biden a los periodistas en la Casa Blanca después de citar en gran medida la opinión disidente del fallo.

“No podemos permitir que una Corte Suprema fuera de control, trabajando en conjunto con elementos extremistas del partido republicano, nos quite las libertades y nuestra autonomía personal”, dijo.

La Casa Blanca no contempla públicamente la idea de reformar el tribunal en sí o ampliar el panel de nueve miembros, una opción impulsada por la presidenta del Caucus Progresista del Congreso, la representante Pramila Jayapal.

En el discurso del viernes, Biden expuso cómo los votantes podrían garantizar el derecho al aborto si eligieran más senadores a favor del derecho a decidir, y señaló que la opinión mayoritaria de la Corte Suprema se refería al «poder político» de las mujeres.

«No creo que la corte, o los republicanos… tengan idea del poder de las mujeres estadounidenses», dijo, y agregó que creía que las mujeres participarían en números récord en las elecciones de noviembre para restaurar los derechos de las mujeres.

También citó informes recientes de que una niña de 10 años en Ohio se vio obligada a viajar a Indiana para abortar después de haber sido violada.

“Imagínese ser una niña pequeña. Solo imagínese ser una niña pequeña, 10 años. ¿Alguien cree eso?”, dijo.

Cuando se le preguntó qué podría cambiar exactamente para las mujeres inmediatamente después de la firma de la orden, Jen Klein, directora del Consejo de Política de Género del presidente en la Casa Blanca después, no mencionó ningún detalle.

«No se puede resolver mediante una acción ejecutiva lo que ha hecho la Corte Suprema», dijo.

Aún así, los legisladores progresistas y los grupos defensores del derecho al aborto dieron la bienvenida a la orden ejecutiva. La senadora Elizabeth Warren lo llamó «primeros pasos importantes» y pidió a la administración que explore todas las opciones disponibles para proteger el derecho al aborto.

La protección del derecho al aborto es un tema principal para las mujeres demócratas, según muestran las encuestas de Reuters, y más del 70% de los estadounidenses piensan que el tema debería dejarse en manos de una mujer y su médico.

Fuente Reuters

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

10 − 1 =