Ante la crisis económica  economista Hugo Noé Pino aporta importantes consejos administrativos

Convertir el gasto público en eficiente y que eso comienza por evitar derroche y mala asignación de los preciados y escasos recursos, comienza diciendo el también ex presidente del Banco Central de Honduras (BCH).

“De tal forma que forma que el gasto público sea eficiente y eficaz. Y obviamente parte de esto debería ser la reducción de salarios exorbitantes como los que existen actualmente en la administración pública”.

“Pero simultáneamente hay que combatir la defraudación fiscal para hacer llegar más recursos a las arcas del fisco nacional, hay que combatir también las exoneraciones fiscales que no se justifican, hay que reducirlas”, enumeró el doctor Pino.

Hizo referencia también al sentimiento generalizado denecesidad de una reducción del tamaño del Estado.

“Muchos sectores abogan por una reducción del tamaño del Estado, cuando Honduras no tiene un gobierno exageradamente grande; si bien es cierto que hay necesidad de racionalizar y ser más eficiente en el gasto, pero Honduras necesita más y mejor educación, necesita más y mejor salud, más y mejor bienestar social”.

Agregó que hasta antes de la pandemia habían cerca de 500 mil jóvenes entre 15 y 18 años que no asistían a la escuela, o a la secundaria.  Esto no puede continuar así, esto requiere realmente recursos”.

“Una cosa es que el gobierno actual haya decidido comprar aviones para Juan Orlando Hernández, o barcazas que se utilizan supuestamente para combatir el narcotráfico y se gastan millones de dólares en esta dirección; y otra cosa es en relación a si el tamaño del gobierno es realmente el que el país necesita”, dijo.

“Así que es bueno debatir sobre estos puntos porque en las actuales condiciones los hondureños necesitamos un Estado fuerte, un gobierno que señale una estrategia Nacional de Desarrollo y que nos lleve hacia nuevos derroteros, lo cual, obviamente, no se va a conseguir con este gobierno”, lamentó el doctor en ciencias económicas, Hugo Noé Pino.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *