Las tres «Marías» son las primeras bebés en nacer por vitrificación embrionaria en Honduras

285050944_1731812057167331_158657856775678253_n


SAN PEDRO SULA. Ana María, María del Milagro y María del Pilar, son los nombres de las primeras bebés que nacieron en Honduras con una de las técnicas de la fertilización in vitro e inyección intracitoplásmica de espermatozoides y extracción espermática testicular, conocida como vitrificación embrionaria.

Los nacimientos asistidos se registraron en el Centro de Fertilidad del Hospital del Valle en San Pedro Sula, con un equipo de profesionales, liderado por el reconocido ginecólogo y científico hondureño Eduardo Bueso.

El proceso que se realiza por primera vez en tres matrimonios de hondureños, se convierte en un avance de la medicina en el país para beneficiar a parejas que tendrán en la criopreservación, que es una esperanza de vida.

Bueso, explicó a un medio impreso sampedrano, que se trata de un procedimiento de congelación ultrarrápida utilizando sustancias llamadas crioprotectores que protegen a las células para pasar de 37°C, a una velocidad de enfriamiento muy elevada hasta -196°C.

Los embriones permanecen congelados, dentro de unas pajillas plásticas individuales y bien identificadas llamadas Cryotop (Kitazato), en tanques de nitrógeno líquido, donde pueden permanecer de forma indefinida y segura hasta que la pareja decida utilizarlos.

El galeno explicó que la vitrificación de óvulos, espermatozoides y embriones es un procedimiento seguro que produce enormes beneficios en las parejas que están sufriendo por infertilidad.

“Contar con una alternativa en Honduras es de mucho beneficio para estas parejas, ya que no necesitan buscar soluciones en el exterior”, destacó.

Bueso le dio el crédito a los padres de familia, a los que considera los verdaderos héroes en todo el proceso, porque luchan contra su infertilidad para realizarse como papás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.