Academia sampedrana aporta valioso estudio para enfrentar los efectos negativos de la pandemia

recorte hoy 2


Un grupo de ciudadanos, estudiosos de diversas ciencias sociales presentaron ante las autoridades municipales un interesante estudio que incluye también respuestas a los distintos problemas que han resultado a partir de la pandemia.

La doctora María Milla, es una de las personas que es parte de este grupo y nos narra que el mismo incluye una propuesta de metodología que contribuya a que la población se quede en su casa para minimizar los contagios y por consecuencia las muertes, explicó Milla.

“Esa metodología involucra aspectos de seguridad alimentaria y sanitaria”, mediante ese plan se proponen la reducción del tránsito clandestino de personas y que perpetúa el contagio de la enfermedad, expuso la doctora Milla.

Otro de los participantes es el licenciado Leonardo Pineda, él agregó que el estudio logró determinar una cantidad de 73 mil familias de zonas vulnerables, que por la condición económica deberían ser beneficiadas con ayudas.

“Se lograron geo referenciar estas zonas, también se estableció una ración máxima para sostener a una familia durante determinado tiempo y esto se hizo de una forma científica estudiado y así presentar una propuesta”, dijo Pineda.

“Vemos que tenemos cuatro meses de estar encerrados, pero la gente que no tiene para comer ya no quiere estar encerrada, porque muchas personas salen por la estricta necesidad de alimentar a su familia, ni siquiera es porque están pensando en pagar sus cuentas, es la primer necesidad humana, alimentarse”, agregó.

“Si usted ve en las calles tenemos un grave problema, que la indigencia está aumentando a una velocidad tremenda, por ejemplo en la salida norte de la ciudad gran cantidad de gente pidiendo comida en la calle”, citó como ejemplo de un problema se ve por doquier en San Pedro Sula.

Problemas como este es el que aborda el plan presentado por este grupo de académicos pertenecientes prácticamente a todas las universidades que funcionan en la ciudad. Y la solución propuesta no es coercitiva en ninguna forma; es humana atendiendo un problema humano de una manera razonada, estudiada y efectiva.

“Entonces la propuesta nuestra va dirigida a que científicamente se determine en dónde se tiene que repartir esa comida, en qué cantidades y una metodología para poderlo hacer. Esa propuesta de seguridad alimentaria va acompañada de otra de mitigación del contagio, para ellos es indispensable la instalación de más cantidades de triajes móviles”.

A ellos les sorprende cómo una ciudad como San Pedro Sula, que con la población flotante supera a un millón 200 mil habitantes, solo cuente con dos centros de triaje, en una zona en donde todavía es el epicentro del contagio por Covid en Honduras.

“Cómo es posible que el gobierno siga haciendo UN TRIAJE MÓVIL EN TODO EL MUNICIPIO, es inaudito que actuando de esta manera estén diciendo que trabajan para contralar la pandemia, eso es imposible”, refutó.

Por ello dijo que el plan contempla, también geo referenciado, los lugares estratégicos en donde debería funcionar un triaje, eso de acuerdo al número de contagios en esa zona.

“Todo esto georreferenciado en base a datos, que por ejemplo un dato que nos asustó a nosotros es que al 15 de junio habían cerca de 5,300 casos en San Pedro Sula, pero hoy esa cifra se incrementó a cerca de 13 mil casos, esto viene a representar un crecimiento de cerca de 150 por ciento y si no paramaos esto en otro mes vamos a tener quizá 40, 50 mil contagios y ahí sí ya no vamos a saber qué hacer”, apuntó Pineda.

En este sentido la doctora Milla refuerza el tema al manifestar que este es el enfoque que ha querido poner en evidencia en la municipalidad, porque se va a llegar a un punto en que si no se aborda el tema con fuerza de parte de nosotros los sampedranos, dijo, nos va a arrollar.

“Porque aparentemente el nivel central no le ha dado la relevancia y eso no lo concebimos y causa preocupación. Le voy a dar un ejemplo, un tomógrafo es importantísimo para esta enfermedad, se necesitan tomografías, pero solo tenemos un tomógrafo público que está en el Catarino, pero nadie en este momento está pensando en que necesitamos otro tomógrafo”, ejemplificó Milla.

Dijo que sin la intención de lucir controversial, “pero yo siento un abandono hacia esta ciudad, entiendo yo que no hemos recibido fondos centrales para combatir la pandemia”.

Este es un grupo de unos 40 profesionales en diferentes áreas del conocimiento científico que presentaron esa propuesta en espera que las autoridades municipales la tomen en cuenta y la valoren, para el beneficio de la población y de la ciudad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.