¡A Allison la mataron! Nuevos indicios descartan que pitbull haya matado a la niña

Imagen N24 (30)


El informe elaborado por Medicina Forense descarta que la pequeña Allison Nahomy Argueta Villalta de 9 años, haya muerto a consecuencias de las mordidas de un perro de la raza Pitbull.

Recordemos, que el pasado 8 de junio, Alison murió de forma violenta, en el barrio Las Delicias de Lepaera, Lempira, su padre Leopoldo Argueta culpó a "Rocky" un perro pitbull de seis meses de edad, de haberla mordido hasta quitarle la vida a la niña. Los fiscales han encontrado varias incongruencias en el relato de la familia, primero dijeron que unos primos la habían encontrado, luego de que un tío hermano de la madre de la niña la habían encontrado muerta.

El informe indica que la niña tenía golpes en su cabeza, y la herida en el cuello, aunque no se ha determinado el objeto con el que fue producido, se trataría de un objeto corto punzante. Además, se encontraron lesiones en sus genitales, por lo que se investiga si la niña fue abusada sexualmente.

Rocky fue rescatado

El pitbull que supuestamente mordió hasta provocar la muerte a la niña Alisson Naomi Argueta se encuentra temporalmente en un centro de rescate en Gracias, Lempira, al occidente de Honduras, donde el cuidador aseguró que el perro no es agresivo, todo lo contrario "es cariñoso y estable" a pesar de que fue golpeado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.